Beneficios de las Artes Marciales

Las artes marciales han existido por muchos siglos y partieron de la necesidad de mejorar las condiciones físicas de las personas, luego fueron adaptadas a la guerra y a la necesidad de sobrevivir. Hoy en día, aunque algunas tienen un sentido muy a lo deportivo, es una mezcla de muchas cosas.

No se puede pensar en artes marciales como algo absoluto: para defensa personal, para deporte o para disciplina. Es un poco de todo.

¡Los beneficios son muchos,

los sacrificios no son pocos,

pero siempre son recompensados!

El que comienza a practicar artes marciales solo para defenderse se desilusiona, porque se da cuenta que no es sino luego de muchos años que lo logra; cuando al mismo tiempo puede ver en la calle gente que se “Defiende” muy bien sin alguna vez haber practicado alguno. Las artes marciales giran hacia varias cosas:

Beneficios físicos: Todas las AM (Artes Marciales) generen beneficios al cuerpo de las personas, les da fuerza en los músculos, huesos y articulaciones. Les permite tener mejor respiración y sistema inmunológico. También obtienen agilidad y flexibilidad, al igual que mejor agudeza visual. La persona que practica AM, normalmente no tiene una musculatura fuerte a lo Jean Claude Van Damme, es mas bien del tipo Jet Li o Jacki Chan, sencillos delgados y con una agilidad y fuerza escondidas bajo su físico aparentemente  normal. De hecho los músculos grandes interfieren sobremanera con los movimientos de las técnicas de las AM.

Beneficios mentales: Es relativamente fácil para alguien ganar una pelea en la calle, o defenderse, para esto no hace falta mucho entrenamiento. Sin embargo una persona que en momentos de estrés pueda calcular, dosificar y manejar a su antojo sus movimientos y pensamientos es lo que logra un artista marcial con mucho entrenamiento. Y esto no es solo para la eventual pelea callejera, también para la compleja vida de las personas. Los momentos de estrés pueden ir desde el presentar un examen difícil, pasando por el ir a una entrevista para obtener el trabajo soñado o los momentos donde mas hace falta el enfoque y concentración de las personas.

Beneficios Sociales: Pues si, los beneficios de las artes marciales no son solo para el individuo. Al mejorar el individuo, mejora la sociedad. En un centro de enseñanza marcial la persona aprende disciplina, respeto por los demás, eficiencia y eficacia, trabajo en grupo y liderazgo. Todos estos elementos se forjan en el cuerpo y la mente de los practicantes, y no solo lo deben dominar dentro de su entrenamiento, sino casi automáticamente en la vida real, haciéndolos mas seguros de si mismos, concientes de las debilidades y fortalezas propias y de otros, y de su papel dentro de la vida misma.

La recomendación es: aprenda un arte marcial. ¡Los beneficios son muchos, los sacrificios no son pocos, pero siempre son recompensados!

Jean Carlos Devenish
Iaidoka, Judoka, Jujutsuka
www.kokoro.com.ve

Este artículo fue tomado de http://www.articulo.org

Califique este Articulo
Thank you for rating this article.
DMC Firewall is a Joomla Security extension!